MELILLA

Mi padre me ha dicho que está contento con las decisiones que he tomado y me ha hablado de una vez, en la mili. Al parecer un compañero andaba contando chistes que no le hacían ninguna gracia. El chaval le preguntó a mi padre, “¿no te ríes?” y él dijo que no, que no estaba muy de risas nunca ahí. Y después de esa conversación le fue mucho mejor.

Desmusea Desmusea